Hello, world!
RESOLUCION Nº 00000681-I-2020 ------ Volver a boletin

VISTO: El Recurso de Apelación interpuesto por  el Sr. Roberto Bruzzone  contra la  Sentencia Nº 127.805-2019,  dictada en el Expediente Nº 156.342-B-2019,  y;

CONSIDERANDO:

  • que contra la sentencia del Tribunal de Faltas Nro. 127805-2019 de fecha 22 de octubre de 2019, a través de la cual se le impuso una multa de $2000 por infracción a la Ordenanza 1553-CM-05, el administrado SR. Roberto Bruzzone interpuso formal recurso de apelación en los términos del art. 51 del Codigo de Faltas; 
      
  • que compulsado el expediente surge que el mismo se inicia consecuencia de dos diversas actas de infracción.- La primera, la Nro. 43833 de fecha 21 de septiembre de 2019, en la que, consecuencia de una inspección de rutina s/ orden de servicio, y a raíz de una llamada telefónica, los inspectores se presentaron en el local comercial denominado “Bella Vista Refugio Urbano”, y constataron actividad musical en vivo, más precisamente una banda de blues, dejando constancia que el permiso otorgado en los términos de la Ordenanza 2627-CM-2015 se encontraba vencido en fecha 30/06/2019, razón por la cual se derivaron actuaciones al Tribunal de Faltas;
      
  • que A fs. 6, obra constancia del Acta de Infracción Nro 43925 de fecha 22 de septiembre de 2019, a través de la cual, y consecuencia de las cuatro denuncias glosadas al expediente por ruidos molestos, se acudió al domicilio denunciado del local Bella Vista Refugio Urbano, y se comprobó que “la música se escucha desde la vereda frente al local y más cuando se abre la puerta”.- Se constató además la presencia de clientes bebiendo fuera del bar.- Se dejó constancia de la inexistencia de licencia provisoria para la venta de bebidas alcohólicas, razón por la cual se dejó constancia de la infracción a la normativa vigente derivando las actuaciones al Tribunal de Faltas;
      
  • que a fs 7 y dentro del plazo otorgado en los términos del Código de Faltas para efectuar el descargo correspondiente, el administrado presentó el certificado de venta de bebidas alcohólicas y el de espectáculos en vivo, ambos con vencimiento a futuro; 
      
  • que en relación a los ruidos identificados en el acta como “molestos” se dejó asentado que se haría una inspección con el técnico en seguridad e higiene y que oportunamente y en fecha 12 de julio se presentó un Estudio de Ruidos Molestos;
      
  • que sin perjuicio de ello, en fecha 22/10/2019, el Juez administrativo de Faltas dictó sentencia, para lo cual tuvo en consideración lo dispuesto en el art. 1973 del Codigo Civil y Comercial de la Nación;
      
  • Entendió que las molestias que ocasionen ruidos, vibraciones o similares por el ejercicio de actividades en inmuebles vecinos , no deben exceder la normal tolerancia, teniendo en cuenta las condiciones del lugar;
      
  • Aplicó en consecuencia las penalidades establecidas en la ordenanza 3021-CM-18, Cap. VI Art. 178, aunque en la parte resolutiva indica que la multa de $2000 es por infracción a la Ordenanza 1553-CM-05;
      
  • que contra dicha sentencia se alzó y agravió el administrado a fs. 20/26 agraviándose entre otras cosas en que se ha violado el derecho de defensa, la seguridad jurídica y el principio de legalidad, remitiéndome a los extensos fundamentos incorporados por el recurrente;
      
  • que entiende que la sentencia además resulta arbitraria en la medida que se imputa un hecho y se sanciona otro diferente;
      
  • Agrega además que no hay prueba de que los supuestos ruidos constatados por los inspectores constituyan ruidos molestos en los términos y alcances de la Ordenanza citada, ni de la norma IRAM 4062/84. Adiciona que los inspectores alegan que la música se escucha desde la vereda del local, concluyendo entonces que vulnera la normativa en vigencia. Cuestiona la omisión de utilización de un método de medición en los términos de la normativa aplicable al caso; 
      
  • que analizadas las actuaciones, se desprende del acta de infracción glosada a fs. 6, de fecha 22 de septiembre de 2.019, que los inspectores constataron música a alto volumen que se escucha desde la vereda.- Sin embargo, y pese a la presunción de certeza de las declaraciones del inspector, no dá parámetros técnicos u objetivos que logren determinar la existencia de una infracción;
      
  • que la verificación realizada por los inspectores, constatando ”música a alto volúmen que se escucha desde la vereda“ no tiene parámetros objetivos ni técnicos que sean adecuados o suficientes para determinar por sí mismos si los ruidos son molestos o si contrarían el estudio y mediciones realizadas por el profesional técnico interviniente; 
      
  • que compulsado que fue el expediente de habilitación comercial Nro. 30840-2018, surge que a fs. 173 y ss. el administrado presentó el INFORME DE RUIDOS MOLESTOS AL VECINDARIO, suscripto por el Licenciado Ramiro Martinez, del que surge que realizadas las mediciones con intervalos de 30 minutos, el nivel de ruido generado se considera RUIDO NO MOLESTO (ver fs 239);
      
  • que la Dirección de Obras por contrato, mediante Nota Nro 1598-DOC-2019 se expidió respecto al estudio presentado, indicado que el mismo cumplía con la normativa vigente y con la documentación requerida por el Departamento Tecnico Electrico Electromecánico; 
      
  • que se entiende prima facie que la documentación aportada por el administrado estaba completa, sin que el acta de infracción haya podido desvirtuar el estudio profesional realizado, sobre todo ante la ausencia de instrumental idóneo para realizar la medición de los decibeles; 
      
  • que se observa además que en los considerandos de la sentencia, el Juez de Faltas indicó que corresponde aplicar las penalidades establecidas en la Ordenanza N° 3021-CM-18, Art. 178 (ruidos molestos), y en la parte resolutoria aplica una multa de pesos dos mil ($2000.-) por infracción a la Ordenanza N° 1553-CM-05; 
      
  • que dicho encuadramiento legal realizado por el Juez de Faltas, ha sido errático en cuanto la Ordenanza 3021-I-18 en el art. 178 dispone: Las infracciones a la Ordenanza 2401-CM-13, o la que en el futuro la reemplace, por producción de ruidos molestos, superfluos o extraordinarios, sean ellos originados por acciones u omisiones directas o indirectas, voluntarias o involuntarias, causadas por el hombre, por los animales o elementos de que dispone o de que se sirve, cuando por la hora, lugar o intensidad perturben o puedan perturbar la tranquilidad o reposo de la población, originando molestias o perjuicios de cualquier naturaleza; todos los ruidos producidos en la vía pública, calles, plazas, paseos, parques, espacio aéreo, salas de espectáculos, centros de reunión, casas o locales de comercio de todo género, oficinas, polígonos de tiro, kermeses, iglesias, casas religiosas, casas habitación individuales o colectivas y en todos los lugares en que se desarrollen actividades públicas o privadas en tanto no se encuentren dentro del ámbito de aplicación de la Ordenanza 1553-CM-05, o la que en el futuro la reemplace, será penada con multa graduable entre $320 (trescientos veinte pesos) a $8.000 (ocho mil) según la gravedad de la infracción teniendo en cuenta las circunstancias de tiempo, modo y lugar”,
      
  • que la norma excluye las actividades que se encuentren dentro del ámbito de aplicación de la Ordenanza 1553-CM-05, las que son regidas por dicha normativa, en la medida que haya sido cumplimentada;
      
  • que la Ordenanza 1553-CM-05 establece el método para medir, evaluar y clasificar la emisión de ruidos aplicable a “toda obra nueva y/o reformas y/o ampliación cuyo destino o uso sea fabril, industrial, taller, lugares de esparcimientos, discoteques, etc. que produzcan nivel sonoro y/o ruido y/o vibraciones como consecuencia directa o indirecta de su proceso o actividad pública o privada, comercial o no”; 
      
  • que la normativa citada impone en cabeza del titular de la habilitación el cumplimiento del proceso de mediciones sonoras según parámetros objetivos y técnicas internacionalmente reconocidas (normas IRAM), a fin de prevenir y evitar situaciones de contaminación sonora que impacten sobre la calidad de vida de los vecinos;
      
  • que se aprecia que el titular de la explotación comercial cumplió acabadamente con lo dispuesto en la Ordenanza 1533-CM-2005, con la presentación del Estudio de Ruidos en el expediente nro. 30840-2018 caratulado “Bella Vista BRC SAS s/Habilitación Comercial, conforme constancias obrantes a fs. 235/242, por lo tanto en la medida que no se modifiquen las circunstancias existentes al momento de realización del Estudio Técnico, queda excluído de los alcances de la Ordenanza 3021-I-18, especialmente en su art. 178; 
      
  • que la Ordenanza 3021-I-18 está excluída en su aplicación no solo por el texto expreso del art. 178 de la Ordenanza 3021-I-18 si no tambien por lo dispuesto en el art. 7 de la Ordenanza N° 1553-CM-05, que establece que en caso de verificarse infracciones a la presente se aplicará los dispuesto en el Libro Segundo de Infracciones, Anexo II, Ordenanza 2375-CM-12, o la que a futuro la reemplace. Es decir, solo ante el incumplimiento de la Ordenanza 1553-CM-05, se aplica la Ordenanza 3021-I-18;
      
  • que el caso analizado no trata de un incumplimiento de la Ordenanza 1553-CM-05, por lo tanto corresponde excluir el régimen sancionatorio de la Ordenanza 3021-I-18; 
      
  • que por ello y en coincidencia con la Secretaría Legal y Técnica la aplicación de la multa deviene infundada en cuanto a la infracción imputada de “ruidos molestos”;
      
  • que por ello y en uso de las atribuciones conferidas por el art. 51º de la Carta Orgánica Municipal;

EL INTENDENTE MUNICIPAL DE LA CIUDAD DE SAN CARLOS DE BARILOCHE

RESUELVE 

ARTICULADO:

  1. HACER LUGAR: Al Recurso de apelación interpuesto por el administrado Sr. Bruzzone Roberto Adolfo en el expediente Nro. 156342-B-2019, en razón de los amplios fundamentos expuestos en los considerandos de la presente Resolución.
      
  2. AUTORIZAR: a la Dirección General de Contaduría, dependiente de la Secretaría de Hacienda a emitir orden de pago en favor del Sr.  , por la suma de PESOS DOS MIL ($2000.-) en concepto de restitución del pago de la multa bajo boleta Nro. 0957013446 de fecha 04/11/2019.
      
  3. IMPUTAR: A la Partida  Presupuestaria Nº  
      
  4. VUELVA: el Expediente Nº 156.342-B-2019, al Juzgado de Faltas Nº 1,  para su notificacción.
       
  5. La presente Resolución será refrendada por el Secretario de Hacienda y por el Jefe de Gabinete.
       
  6. Comuníquese. Publíquese. Tómese razón. Dese al Registro Oficial. Cumplido, Archívese.

SAN CARLOS DE BARILOCHE,  12 de marzo de 2020.- 

GENNUSO, GUSTAVO ENRIQUE[] BARBERIS, MARCOS GUILLERMO[] QUINTANA, DIEGO DANIEL[]